Carmen Guillemot Restaurant, el corazón de Peñiscola

Hola!! Este domingo pasado decidimos irnos de excursión a Peñiscola a pasar el día y todo fue debido a una recomendación culinaria que nos hizo nuestro amigo Alex, quien nos recomendó que visitaramos el restaurante Carmen Guillemot. Y como solo hace falta que nos digan tenéis que probarlo para que vayamos corriendo a ello, pues allá que nos fuimos. Aprovechando que nunca habíamos visitado el castillo de Peñiscola y sus calles llenas de encanto, decidimos que era un gran plan para un domingo!

Carmen Guillemot

Carmen Guillemot es un restaurante con mucho encanto que te permite evadirte de todo el bullicio del turismo que empieza a llegar en estas fechas a Peñiscola. El local está decorado por obras de arte que hacen los chef (que, además, dan nombre al local con su apellido), por lo que puedes ver su creatividad en el local y en sus platos!

Carmen Guillemot

EMPECEMOS!

Pedimos todo platos para compartir y muchos de ellos nos los sacaron ya partidos de cocina, lo que resultó muy cómodo.

De primero, pedimos el Tartar de atún rojo envuelto en carpaccio de galeras, el cual llevaba una salsa de coco que le daba un toque muy fresco y especial.

Carmen Guillemot

De segundo, y para nosotros el plato que más nos encantó, elegimos las Alcachofas rellenas de galera y calamar con crema de verduras y wasabi, un espectáculo de bueno! No podíamos parar de decir mmmmmmmm que bueno!!! No sé vosotros, pero a nosotros las alcachofas nos encantan y creemos que con cualquier cosas están de vicio, así que imaginaros como disfrutamos de está combinación! La verdad es que mojamos con el pan hasta que no sobró ni una gota!!!

Carmen Guillemot

De tercero, pedimos una Lasaña de algas y verduras, la cual nos gustó mucho. El camarero nos dijo que las algas que acompañaban la lasaña también se comían y nos dijo que era como el marisco del mar y la verdad es que no podía tener más razón!  Un plato que, sin duda, mezcla dos mundos. Por un lado el italiano, realizando una magnífica lasaña y, por el otro, un plato marino, muy alineado con la zona donde se cocina.

Carmen Guillemot

Nuestro ultimo plato antes del postre, fue el Parmentier de pulpo con suquet de raya. Si os gusta el pescado, éste es vuestro plato, ya que la raya es de una gran calidad y sabor, mientras que el parmentier de pulpo combina a la perfección para hacer de éste plato, una gran elección.

Carmen Guillemot

Para terminar, pedimos este Falso Arroz con leche, que consistía en helado de leche merengada con arroz inflado y dulce de leche. Nos encantó y  nos transportó a nuestra infancia… ¿quien no se acuerda de estos paquetitos de arroz inflado?

Carmen Guillemot

Resultado de imagen de arroz inflado monchitos

Por último, hablemos del  precio, teniendo en cuenta que pedimos una botella de vino blanco y un par de botellas de agua, salimos a casi 50€ por persona. Lo cual teniendo en cuenta la calidad de los productos y del sitio, es un precio muy correcto, más si tenemos en cuenta que Peñíscola es un sitio muy turístico y, comas donde comas, los precios serán elevados, por lo que siempre es mejor comer bien!

Aquí os dejamos sus enlaces en redes sociales:

Esperamos que os haya gustado nuestro post y os animéis a venir de excursión a Peñíscola (para los fans de la serie de Juego de Tronos, ya tenéis otra excusa para venir), a nosotros la experiencia nos ha encantado y mucha parte de la culpa la tuvo, sin duda, Carmen Guillemot.

C&P

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: